martes, 26 de julio de 2011

Reseña: Expediente X 30 Días de Noche

Expediente X 30 Días de Noche.

Guión: Steve Niles, Adam Jones.

Dibujo: Tom Mandrake.

Reseña de: Alb Oliver.

Norma Editorial. Colección Made In Hell. Rústica. 144 págs.

Asistimos al retorno de los agentes Mulder y Scully en una historia con cierto sabor a los episodios clásicos de la afamada serie Expediente X creada por Chris Carter. Expediente X narraba los casos de los Agentes especiales del FBI, Fox Mulder (David Duchovny) y Dana Scully (Gillian Anderson), siendo estos casos archivados por no encontrarles explicación, relacionados con fenómenos OVNI, lo sobrenatural o lo desconocido. Teníamos el contraste del querer creer del agente Mulder, con el escepticismo científico de Scully. La serie duró 9 temporadas y se hicieron dos películas basadas en la misma, así como numerosos libros y versiones en cómic.

30 Días de Noche es un cómic de Steve Niles, que contó con el dibujo de Ben Templesmith allá por el 2002. Inicialmente nació como un proyecto para el cine, pero no fue hasta años más tarde que se llevó a cabo esa idea inicial. El cómic nos narraba una historia de vampiros en un pueblo de Alaska, llamado Barrow, en el que como indica el título de la obra, se suceden 30 días seguidos de oscuridad, lo que es idóneo si tienes una banda de vampiros y planeas tener algo de diversión.

El crossover que nos ocupa lleva a los agentes del FBI a Alaska, debido a un extraño accidente de varios camiones en el que aparecieron los cuerpos decapitados de 16 cadáveres colgados de un poste. A partir de ahí, vemos la tónica que hizo popular la serie televisiva, con Mulder con una teoría ya creada intentando que Scully vea el caso como él, mientras ella intenta encontrar razones lógicas basadas en la ciencia.

Poco a poco irán apareciendo más muertos, asesinados de forma parecida, relacionados con el lugar del accidente. Siguiendo las rutinas habituales, se irán acercando poco a poco a la verdad, lo que como siempre, generará situaciones de peligro, más cuando descubran un barco en el que parece que llegaron los vampiros…

Analizándolo desde el punto de vista de Expediente X, tenemos un cómic con múltiples guiños a momentos o clichés de la serie. Entre ellos se podría mencionar a que otro agente del FBI, que considera a Mulder un fraude le llama Siniestro (Spooky) en el original, conocido mote que tenía en la academia (y erróneamente traducido como “Repelús” en la película Fight the Future).

Otro guiño son las típicas conversaciones entre Mulder y Scully, en la que ella intenta llevar al terreno científico cualquier cosa extraña que ve, o que se separen cada vez que se revela la naturaleza sobrenatural de lo que investigan y ella no lo presencie.

De 30 Días de Noche, se ha cogido el concepto, de la manada de vampiros errante que se instala en una zona e intenta borrar sus huellas para tener más fácil la caza, Tras leer éste ejemplar, infieres claramente que la acción es anterior al asentamiento de los vampiros en Barrow.

En el apartado gráfico podemos decir que es un dibujo algo turbio, adecuado para la temática oscura de asesinatos y carnicerías, pero en algunas ocasiones detallando muy poco las facciones de los personajes, por lo que aunque reconoces al sujeto en cuestión te quedas con la impresión de que está poco trabajado.

Tras leer la reseña, creo que se nota mi impresión de que claramente es un cómic para truebelievers que quieran recordar una vez más la serie, perfectamente recreada en el guión.