jueves, 23 de febrero de 2012

Reseña: Ángel. Tras la caída

Ángel.Tras la caída.

Joss Whedon. / VV.AA.

Reseña de: Alb Oliver.

Norma Editorial. Col. Made in Hell. 6 Volúmenes. Rústica. 180 páginas aprox. por tomo.

Si la serie de Buffy la Cazavampiros tuvo su continuación en cómic, su spin-off, Ángel, no iba a ser menos.

Joss Whedon finalizó la serie de Ángel de un modo bastante abierto, y cuanto menos emocionante.

Veamos un poco de su historia. Ángel era uno de los vampiros más crueles hará cosa de más de 250 años, hasta que un clan gitano le lanzó una maldición. Ésta consistía en recuperar su alma, para que pasase la eternidad sufriendo por todas las muertes que había provocado, y con una pequeña pega… volvería a perderla si experimentaba un momento de verdadera felicidad. Por otro lado, la profecía Sanshu, dice un vampiro con alma inclinará la balanza de la lucha final entre el bien y el mal del lado con el que se alíe…

Tras pasar de convertirse en un personaje “secundario” a uno de los principales en Buffy Cazavampiros, al finalizar la tercera temporada se decidió darle una serie televisiva propia, alejándose del amor de su vida. Tras cinco temporadas en las que la serie iba a más, acabó con un final que dejó a sus seguidores con ganas de más.

Estos cómics se ocupan de resolver la duda, el qué pasó después. Para empezar, la ciudad entera de Los Ángeles ha sido trasladada al infierno, y cada una de sus zonas está controlada por un señor demoníaco. Tras los intentos de la malvada empresa Wolfram y Hart (Lobo Carnero y Venado, un triunvirato demoníaco, nombrados varias veces en la serie de Buffy sin que la gente lo advirtiera) de evitar que Ángel cumpliera el Sanshu, deja a los personajes ante una batalla masiva, del estilo de El Señor de los Anillos.

Ha pasado un tiempo y Ángel no había dado señales de vida, pero mientras tanto sus antiguos aliados han estado ocupados librando sus batallas. A su regreso, Ángel parece lleno de secretos, pero no duda en intentar reunir a sus compañeros para lanzar un desafío con el que intentar devolver los Ángeles a su estado normal. Para ello, se va a enfrentar a los señores demoníacos, pero parece ser que ciertas rencillas no perdonadas van a hacer que algunos sean reacios a colaborar.

Como pasara en la Temporada 8 en cómic de Buffy, se aprovecha para sacar a algunos secundarios que ya no aparecían por la serie, a la vez que vemos los nuevos roles de algunos personajes que sobrevivieron al último capítulo.

Spike, secundario “carismático” se ha convertido en un señor demoníaco, (bueno, consorte, digamos que se ocupa de evitar que Illyria, se vuelva loca y destruya todo.

Lorne, ha visto su carisma ampliado, y domina otro de los sectores como zona libre de violencia.

Connor, recuperada su memoria, se dedica a salvar humanos de los señores, y quien sabe qué tipo de relación tendrá esta vez con Ángel.

No os perdáis los papeles de algunos de los secundarios, completamente fieles a los personajes televisivos.

Al final de la serie, vimos como algunos personajes fallecían, pero no olvidemos que estamos en un mundo de magia y muertos vivientes, por lo que ya os advierto que al leerlo os llevaréis alguna sorpresa.

En comparación con la Octava temporada de Buffy, confieso que me quedo con esta, pues creo que sigue mucho más la línea del show televisivo. Tanto los personajes como los eventos no llegan al nivel de fantasía que encontramos en Buffy, y podrían haberse filmado en acción real sin apenas efectos especiales caros.

El guión no muestra extravagancias, y mantiene la tónica de humor que se echaba de menos, un ejemplo de ello cuando descubráis el nombre que Ángel ha puesto a un dragón, llamémoslo chiste recurrente, pues aunque se indica en varias ocasiones, no es revelado hasta el último tomo. Como no podía faltar, abundan los piques entre Spike y Ángel, vuelven los ataques mordaces entre ellos, cosa que si bien se popularizó en la serie de Buffy, llegaban a su punto álgido en la de Ángel.

En esta ocasión se decidió incluir otro personaje secundario, que no tiene reflejo en la serie televisiva, sino en el cómic Spike – Manicomio, también publicado por Norma editorial. Se trata de Beta George, un pez con habilidades telepáticas cuya inclusión fue decisión personal de Whedon, queriendo relacionar los cómics con la historia fuente de la serie.

Lo que empieza como un simple combate, acabará de nuevo en otra situación límite (ya he perdido la cuenta de cuántas van) que no solo implicaría la perdición de Los Ángeles, ni del mundo, sino ya pasando a mayores, de toda la existencia.

Si en su día fuiste seguidor de la serie, espero que tras leer esto vuelva a picarte la curiosidad, pues realmente merece la pena. A día de hoy, la publicación de Tras la caída ya ha concluido, pero las colecciones de Ángel siguen publicándose, por lo que la historia del vampiro con alma continúa.


1 comentario:

Melissa Baigorria dijo...

Hola, mi nombre es Melisa y soy de Argentina. soy una gran fanatica de la serie pero en argentina no ha salido el comic, sabria decirme si puedo descargarlo desde alguna pagina ya que no logro enocntrarlo.
Mi e mail es mellsbaigorria@gmail.com
Desde ya muchas gracias