martes, 23 de febrero de 2016

Reseña: Grandes autores de la Liga de la Justicia: Grant Morrison. JLA vols. 3 y 4.

Grandes autores de la Liga de la Justicia: Grant Morrison.
JLA vols. 3 y 4.

Guión: Grant Morrison.

Dibujo: Howard Porter, Mark Pajarillo y Ed McGuiness.

Reseña de: Francisco José Arcos Serrano.

ECC Ediciones. Barcelona, 2016. Edición original: JLA núms. 18 a 31 USA y JLA núms. 32 a 34, 36 a 41 USA, JLA Classified núms. 1 a 3 USA. 320 páginas c/u. Color. Cartoné.

En este tercer y cuarto volumen de Grandes autores de Liga de la Justicia: Grant Morrison, el guionista escocés sigue construyendo una era de grandeza del mejor supergrupo de DC, cerrando por todo lo alto su etapa al frente de la JLA.

Continuamos con nuestro repaso a esta JLA que tanto me está gustando, y lo hacemos con los dos últimos tomos que recoge la andadura de nuestro escocés favorito.

En estas páginas el escritor se centra en algunos de los personajes secundarios menos conocidos, dando una importancia a los mismos que sólo está al alcance de muy pocos autores, y es que Morrison es mucho Morrison cuando quiere.

Así encontramos a un autor muy seguro de sí mismo, demostrando en cada nuevo arco argumental sus increíbles conocimientos del Universo DC, ensalzando para la ocasión a todos esos personajes “olvidados” para poder así posicionarlos en su ajedrez particular, ganándose nuestro corazoncito como aficionados al noveno arte.

Sorprende la vuelta a los escenarios de nuestro Superman de toda la vida, dejando para el recuerdo esa otra versión del Supes más pintoresca (recordemos que era “azul eléctrico”). Así se consigue revitalizar de nuevo a esta gran figura de DC que muchos de nosotros echábamos de menos en esta cabecera.

Otra de las características de las historias que aquí se incluyen son las diferentes alineaciones de personajes DC que se forman para combatir contras las diferentes amenazas que se les presentan, lo que obliga al lector más neófito a tirar de memorabiblia para saber quién es quién.

En el apartado gráfico tenemos a Howard Porter, Arnie Jorgensen, Mark Pajarillo y Ed McGuiness, dibujantes que sin ser nada del otro mundo aúnan en su estilo gráfico un cierto grado de espectacularidad, cosa que imagino que estaba buscado por la propia editorial para captar nuevos lectores en plena década de los 90.

Para los indecisos decir que Morrison cierra en el cuarto tomo de la serie todas las tramas que llevaba arrastrando de tomos anteriores, así que no os preocupéis que no se queda ningún cabo suelto.

En el último tomo se nota todavía más el amor del escocés hacia la tradición DC, sobresaliendo en la historia definitiva que cierra esta etapa donde todo tiene una razón de ser.

Un broche de oro para despedir como Dios manda la etapa de Grant Morrison a cargo del mayor grupo de superhéroes de DC, convirtiendo su lectura en un must en toda regla.

Como dato necesario para el futuro lector, el volumen cuatro recoge los episodios firmados por Mark Waid e incluye el arco argumental que el genial guionista escribió para la cabecera JLA Classified en 2005.